miércoles, 3 de abril de 2013

“Fallas 37. El arte en guerra”


En julio de 1936 se inicia la terrible Guerra Civil Española, el Gobierno de la República se traslada a Valencia en los primeros meses de la contienda.
Un grupo de artistas e intelectuales valencianos impulsa la creación de cuatro fallas de contenido antifascista.
Debido a los bombardeos que sufre a diario la nueva capital, se decide entonces no plantar los monumentos. Los ninots se trasladan al interior de la emblemática lonja, donde se presentan en una exposición abierta al público.
El bando encabezado por el General Franco decide también utilizar propagandísticamente las fallas, plantando un monumento al lado del Alcázar de Toledo. Finalmente el bando franquista gana la guerra civil; miles de españoles tienen que huir.
El régimen victorioso transforma la fiesta valenciana, adaptándola a sus ideales totalitarios.
Desde el exilio, un grupo de artistas valencianos promueve en Perpiñán la creación de la falla “Quememos a Franco”. El monumento arde en un acto político multitudinario. Este episodio, emulado por valencianos exiliados, se extiende por países de todo el mundo.
Sobre el documental:
http://www.fallas37.com/sipnosis/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada